LECHE FRITA Un postre que reviviría a los mismísimos DIOSES - Gorka Barredo

LECHE FRITA Un postre que reviviría a los mismísimos DIOSES - Gorka Barredo

Hola reseteros y reseteras y bienvenidos a Que viva la cocina soy Gorka Barredo y hoy vamos a preparar Leche Frita, un postre muy típico de la gastronomía española y además que no es que sea especialmente difícil de hacer. Para comenzar vamos a poner una buena cantidad de leche en una olla y después la vamos a calentar pero sin que llegue al punto de ebullición tan solo que se acerque pero que no llegue a hervir. llegados a este punto vamos a añadir un par de cáscaras de naranja como es más pequeño añadimos dos cáscaras de limón con los cítricos ya sabes no añadas la parte blanca que amarga un montón añadimos también una rama de canela y después tapamos y apagamos el fuego vamos a dejar infusionar todo esto durante alrededor de 30 minutos Pasado el tiempo vamos a poner unos huevos en un bol por las cantidades no te preocupes las vas a tener en la descripción y también al final del vídeo añadimos azúcar y después le damos zapatilla de la buena con una varilla manual no es necesario emplear una máquina para realizar este paso al final lo que buscamos es que se mezclen y se integren ambos ingredientes y que el huevos fumé un poco es decir con 2 minutos de batido será más que suficiente hecho esto añadimos un vaso de leche que lo mezclado con maicena esta leche no está infusionada es decir la he reservado desde el principio volvemos a darle un poco de caña a todos los ingredientes pero nada muy poco lo suficiente para que se integren bien entre sí es más con ese poco es más que suficiente ahora cogemos todo esto y lo introducimos en la leche infusionada previamente le he retirado las cáscaras y también la rama de canela no es necesario que esté muy caliente pero sí que esté a unos 50 o 70 grados ahora nuevamente con la varilla le damos un buen meneo a todo esto y veremos como casi de forma inmediata comienza a espesar y de esto se trata porque la leche frita al final es una especie de leche bien espesa cuanto más yemas de huevo y más maizena le eches más espesará pero esto es un poco como la masa de las croquetas tiene su aquel debe quedar lo suficientemente espeso para que no se deshaga al freirlo pero tampoco demasiado sin pasarse sino más que para comer servirá para fabricar las cajas negras de los aviones tu sigue todas las cantidades que te doy aquí que te va a quedar una leche frita muy cremosa una vez que se hayan integrado todos los ingredientes y que haya espesado vamos a añadir una nuez de mantequilla y también un pequeño chorrito de esencia de vainilla estos dos ingredientes le van a dar el toque de sabor definitivo todos estos pasos que acabamos de hacer los hacemos con el fuego apagado simplemente con el calor residual de la leche una vez que hayamos integrado de nuevo todos los ingredientes vamos a echar toda esta mezcla en un molde no suele ser necesario pero he untado el molde con un poco de mantequilla para que no se pegue y el tamaño del molde bueno no debe ser muy grande lo suficiente para que nos quede una capa de alrededor de un centímetro de grosor una vez que lo tengamos le vamos a dar un buen meneo a esto para que se iguale por toda la superficie y para eliminar posibles burbujas de aire que hayan podido quedar en el interior y después con la ayuda de una lengua de cocina podemos igualar la superficie para que nos quede bien uniforme y después la leche frita nos entre mejor por el ojo una vez que hayamos hecho todo esto y de momento tan sólo nos queda taparlo y lo vamos a hacer con papel transparente de cocina nos vamos a cerciorar de que el papel esté bien en contacto con lo que va a ser la leche frita es decir que lo toque así evitamos que ésta pierda humedad después y que le salga una costra que es bastante desagradable y ahora esperamos alrededor de 30 minutos para que temple un poco y después lo vamos a meter en la nevera y lo vamos a dejar ahí durante mínimo 2 horas aunque si lo dejas una noche entera mejor Pasado el tiempo vamos a desmoldar la leche frita sobre una tabla de cocina en un principio saldrá sin ninguna dificultad tendrá una textura más bien sólida pero si la toca se nota que es muy cremosa la vamos a cortar ahora en trocitos que pueden ser del tamaño que quieras a mí me gusta hacer los rectángulos de unos 3 a 5 centímetros de lado pero vamos que pueden ser cuadrados si quieres ahora lo vamos a coger con mucho cuidado y lo vamos a pasar por harina nos aseguramos de embadurnarlo bien con la harina y lo hacemos con mucho cuidado con mucho mimo como si se tratara de nuestro propio hijo porque esto es muy delicado no queremos que se deshaga después lo pasamos por huevo y hacemos lo propio que se embadurna bien del huevo estos dos ingredientes van a formar la capa exterior y va a impedir después que la leche frita se escape al freírlo así que hecho esto es el susodicho turno de la fritura nos vamos a introducir en pequeñas tandas en abundante aceite que esté bastante caliente a unos 180 grados centígrados hazlo en pequeñas tandas para que el aceite no se enfríe los vamos a freír aquí durante alrededor de un minuto tiempo suficiente para que la capa exterior se forme y la leche del interior se caliente pasado el tiempo los retiramos del aceite y obtendremos algo como esto antes de continuar los vamos a colocar sobre papel absorbente y una vez que hayamos frito todos vamos a preparar el toque mágico final el toque que reviviría hasta los mismísimos dioses del olimpo en un plato vamos a poner como un vaso de azúcar y una cucharadita de canela en polvo ahora con un tenedor vamos a mezclar estos dos ingredientes y con esta cosa tan sencilla nos sale un néctar que es digno de auténtico sibarita vamos a pasar por aquí cada porción de leche frita pero que aún esté templada para que coja bien toda esta mezcla y con todo esto listo lleva algo de trabajo pero es muy fácil de hacer y yo creo que merece la pena sin duda puedes comertelo caliente, templado o frío como te dé la gana si te gusta por favor dedito arriba que con este sencillo gesto me ayudarás mucho a seguir haciendo más vídeos no te pierdas ninguna receta suscribiéndote al canal y ¡Que viva la cocina!